Fanpage Fb OFICIAL - REVISTA EL CORTE: Preview e info + + + Fb PERFIL PUBLICO: Comentarios y Posts
 
El Corte 168
Julio 2013

 

 

P A G I N A   5  :
Editorial #168
 
"Siempre es lo mismo nena; ya estoy un poco harto
de aguantar a tu papá, o a tu mamá, es lo mismo".
     (Pappo´s Blues, Siempre es lo mismo nena)
 
Made In Argentina, Premios Gardel ¿Qué pasaba con el Rock -lo más cercano a nosotros-, Sol bajo el que -sin dudas- se estira y despereza cada mañana el horizonte Hard / Metal que perseguimos?
Veamos... Si en Mejor Album Grupo de Rock (en donde Las Pelotas aparecía sin dudas como lo que más rankeaba dentro de la apreciación) terminó ganando Illya Kuryaki (así que ni me recuerden cuando en los Grammy Jethro Tull destronó a Metallica o de cuando la camisa negra de Juanes flameó de la mano de Santaolalla en la edición Latina de los mismos), imaginen que ni hablar de cómo pintaba la categoría Nuevo Artista de Rock o la de Artista a secas, ésta con su terna integrada por un soporífero Francisco Bochatón, la edición póstuma de Adrián Otero y el endurecido y ya despiojado Andrés Ciro. Bien, ya se sabía, hace tiempo, no es novedad; si allá en el Primer Mundo está validada esa mescolanza mix de confusión, ignorancia, poca capacidad de resolución y falta de respeto, es obvio que acá en Villa Ojete todo será más que legitimado (igual que en las "Batallas" Pre Festivales Cerveza / Gaseosa Rock en las que las bandas más rockeras que acceden milagrosamente a la instancia final lo hacen sólo para les bajen el pulgar en público en favor de cualquier idiota con cero representatividad). Y así venía todo y sin mayores variantes.
Pero ahora, en la edición 2013, ha ocurrido una curiosidad ¡Los Heavysaurios fueron mejor Disco Infantil! Sí, esos Heavysaurios a los que aplaudimos en estas páginas por su inclusión en el sexto Metal Para Todos. Y en esta ocasión, en la distinción que muchos celebran (con propia opinión por derecho); en esta clase de Premios en que las corporaciones se alientan y conforman entre sí este galardón, más que como una palmada en la espalda, yo lo veo como que se te caguen de risa en la cara, como que te exhiban en la carpa mayor del Circo de Fenómenos; como que -perdón- luego de ponértela, te repasen bien el dedo aprovechando que quedó un poco de tiempo.
¿Pre Nominar a Sellos Independientes que además de editar distribuyen y hacen sus propias fechas y ciclos? No ¿Nominar a Artistas con producciones que se comentan celebradamente en los medios especializados extranjeros por su calidad de producción e interpretación? Menos ¿Realzar la labor del Nuevo Artista que se las pela para mover solito 300 o 400 personas? Ni a palos. Démosle el premio a esos nabos que se disfrazan, mirá qué boludos, pero por lo menos los pudimos abrochar con un contrato 360... Y riámonos de ellos.
Esto es lo que siento hoy y sin dejar espacio para la polémica (quien disienta puede hacerlo en otro lado, en su casa, en su muro o pegándole una patada a su propio perro); y no quiere decir que mañana equis situaciones me hagan ver el error o que -simplemente- lo entienda de modo diferente. Y atención: Nada de esto es en desmedro de aquellos que se ganan o ganarán el mango abajo o arriba del escenario con o gracias a este quinteto de sauros gigantes ni refiere a sus cualidades musicales o la producción que poseen.
Pobres Heavysaurios que sólo quieren seguir viviendo sin extinguirse. Pobre Heavy Metal de sanas intenciones masivas.
Pobre Carlitos Gardel.
 
Max Aranzana
 
 
 
E L   C O N C U R S O   D E L   M E S :
Concurso #168
 
Gentileza de Icarus Music, para el concurso de este mes tenemos dos DVD´s de bandas nacionales y recién salidos: Autodestrucción, de Serpentor; y Vivo Sin Control, de Lörihen.
Edición tras edición de El Corte, tenés la posibilidad de concursar y ganar material que nos acercan auspiciantes, bandas y compañías.
 
El sorteo del mes, siempre en la página de inicio de este site.

 

B L A C K   S A B B A T H :
Ni dioses ni demonios, ni fin ni principio, ni sueño ni pesadilla
 
All Right Now !!!
Ni segundas lecturas, ni conclusiones, ni conjeturas: Acá las palabras de ellos -Tony Iommi, Geezer Butler, Ozzy Osbourne y hasta Brad Wilk- y nada pero nada más...
 
Ozzy: Sentimos que la magia está de vuelta. El sistema, el mundo de la música siempre nos apartó, pero ahora todos estaban esperando este nuevo CD: No estamos acostumbrados a las cosas buenas, así que pueden irse a la mierda con sus frases lindas respecto a 13 y a Black Sabbath.
Tony: Las sesiones estuvieron muy organizadas. Nos juntábamos desde la 1 hasta las 6, pero no grabábamos nada sin el OK de Rick (Rubin). El tiene mérito por mucho de este disco; por ejemplo, Damaged Souls está en el CD por él. Llegamos con las ideas para la canción, la hicimos rápido y sin detenernos demasiado; inicialmente era uno de esos temas que no sabés si van a estar o no en el álbum, o si siquiera se van a soltar alguna vez como bonus... Pero quedó bien, y es uno de los más nos gusta.
Ozzy: ¡Cuando lo vi a Bill parecía un anciano! No parecía tener el aguante necesario ni para una hora de show: Si yo hubiese tenido un problema de corazón como él tuvo, hubiera tratado de ponerme en mejor forma. Por eso no siguió con nosotros. Además, ya no podíamos esperar. Por alguna razón, juntarnos en un mismo lugar físico a veces se torna es la cosa más difícil del mundo. Nosotros nos estamos rompiendo el culo de una manera en que él no podría. Y, problemas de salud al margen, ser el baterista no es lo mismo que ser el cantante... Acá no hubo ningún problema de números, porcentajes ni nada de eso. No hubo ninguna conspiración contra Bill Ward. Aparte ¿vos creés que yo podría querer robarle o meterle la mano en el bolsillo?
Tony: Hubiera estado bueno tenerlo a Bill al menos en el disco ¿Pero qué más podíamos hacer? Si no estuvo fue porque no quiso; fue su decisión, y es algo triste. El pensaba de una forma, nosotros de otra, y mi salud no daba para desperdiciar el tiempo discutiendo o tratando de ponernos de acuerdo. A otra cosa... Otros nombres que manejamos fueron los de Ginger Baker, pero él no tenía ganas de grabar y creo que podría haber tenido problemas, y el de Carl Palmer, pero más para la gira que para la sesión.
Brad: Grabar con estos tipos fue un sueño... Tocar con ellos fue único, una experiencia increíble. Cualquiera como yo creció tratando de emular a gente como ellos, así que al principio la situación era irreal… Tardé como una semana y media en caer ¡Por suerte las sesiones duraron dos semanas! Fue genial. Sacando de que tuve la guía de Rick fue una de las grabaciones más naturales en las que estuve, algo casi instintivo: Probablemente, por todo el tiempo que pasé escuchando a Black Sabbath ¡De escuchar historias pasé a vivirlas en carne propia! Me costó absorber el golpe... Pero ¿cómo fue todo? Rick me llamó y me dijo que fuera a la casa de Ozzy: Y ahí los encontré a ellos tres y ya estaba todo arreglado.
Geezer: Ser el baterista de Black Sabbath no es fácil. Rick lo sugirió porque ya había trabajado con él, tenía todo en la cabeza y le hicimos caso: Es difícil entrar en Black Sabbath y tocar: muchos creen poder pero después cuando lo intentan se dan cuenta que no. Reconozco que la primera semana me preocupé: Brad casi no tocaba, se limitaba a probar unas pocas cosas y la mitad no iban... Pero el primer día de la segunda semana cambió todo, llegó e hizo click. Rick sabía lo que buscaba, y sabía lo que nosotros necesitábamos ¡A cualquiera se le va a hacer complicado entrar a una banda que está hace 40 años!
Ozzy: Hacía mucho que Rick quería grabarnos ¡Los que no queríamos éramos nosotros! Pero el tiempo le dio la oportunidad. Fue en el momento justo, no podríamos haber esperado más. Nos juntamos después de 35 años y fue como si nunca nos hubiéramos separado. Geezer: Y con la misma rutina de grabación también que compusimos el álbum. Nos mantuvimos ordenados y activos a la vez, terminar temprano nos daba la posibilidad de estar enteros para afrontar el día siguiente. Y líricamente trabajamos sobre los mismos tópicos que allá en los '60 o los '70. Y creo que con canciones como Dear Father la Iglesia nos odiará menos que antes, a esta altura no creo manden Curas a exorcizar los lugares después que toquemos. Todos los escribía algunos versos nuevos, aunque a veces con la presión de tener que terminar para que Ozzy grabara a la tarde siguiente... No me quedé sin ideas, por suerte Tony tampoco.
Tony: No hay demasiado más, no hay nada casi que la gente no sepa: Que escuchábamos a The Beatles, a Led Zeppelin y a todos los demás que estaban antes o que llegaron con nosotros. En un momento agregamos a Jimi Hendrix a nuestros gustos, pero eso tampoco es novedad.
Ozzy: No tengo canciones favoritas, pero de cada una -como de cada disco que hicimos- hay algo que me quedó en la memoria por lo vivíamos y pasábamos en aquella época. A Geez le gusta tocar War Pigs; a Tony le gustan Into the Void, War Pigs y Iron Man. Y todas las canciones plantean un desafío; las nuevas porque tenemos que pensarlas un poco más, y las viejas porque tenemos que estar al nivel de cuando éramos más jóvenes...
Geezer: Si en 1969 nos decían que en 2013 íbamos a tener un Nº 1 en 50 países hubiera sido sin dudas lo más loco que nos hubiera pasado ¡Ozzy todavía está en shock! Y más, por ejemplo, con cosas como que en los Estados Unidos el disco era Nº 1 antes de salir a la venta... Pero no nos olvidamos de nuestros orígenes, de que somos de familias de clase trabajadora, de todo lo que pasamos; y eso también lo hago extensivo para esa gente que nos sigue y nunca se olvidó de nosotros. Fuera de eso, todo cambió: La música, las giras, las formas de grabar. El problema no son los cambios, la cosa es adaptarse a ellos. Las cosas cada vez son más diferentes a lo que eran antes, pero nosotros seguimos disfrutando de todo como el primer día. Mirá: Grabamos muy parecido a los primeros años. Básicamente, tocamos: No usamos mucha tecnología, todos en una habitación como en los viejos tiempos.
Ozzy: ¡Y si uno la cagaba todos volvíamos a grabar otra vez! Después de tantos años separados, por lo menos, nos quedó material... Sí, seguramente va a haber otro CD.
Tony: Si habrá un disco más es una pregunta que hace tiempo nos da vueltas, pero no tengo respuesta. Especialmente porque todo depende de mis tratamientos y mi estado de salud. Material hay como para tres discos más; ahora pudimos hacer este, pero hay como para seguir... La verdad es que ninguno sabe qué pasará. No me puedo comprometer a dos años trabajando sin parar o cosas así. Por ahora mi prioridad es poder tocar bien y poder hacerlo mañana... Creo que es mucho mejor lo que estamos haciendo hoy que lo que hacíamos 40 años, así que estamos felices. Las canciones nuevas se complementan muy bien con las viejas, y está bueno poder renovar el repertorio después de tanto. En promedio estamos incluyendo unas cuatro canciones por show, aunque si fuera por mí podríamos tocarlo completo. Si las cosas siguen bien, estables por el resto del año, creo que la posibilidad de volver a entrar a grabar ya sería bastante factible. Y muy interesante.
Geezer: Y lo mismo sucede acerca de si esta será o no nuestra última gira: Nadie lo sabe, nadie podría decirlo. Claro, nos encantaría la posibilidad de seguir. Pero cada noche se hace mas difícil ¡Cada noche estamos más viejos! Y cada mañana nos levantamos con más dolores... Queremos seguir, pero no nos avergüenza reconocer que, por muchas razones, estamos en la recta final de nuestro trabajo.
Tony: El cáncer cambio mi forma de ver la vida. Mi vida y actitud cambiaron por completo. La vida es algo muy preciado, y agradezco las oportunidades que tengo. Entre ellas, volvernos a reunir con los muchachos, volver a estar juntos en el escenario y seguir tocando en esta forma. No sabía cómo iba a funcionar todo ¡Pero puede ocurrir cualquier cosa! Tengo que regresar a casa cada 7 u 8 semanas para realizarme un tratamiento durante 10 días, luego de los cuales me toma otras 2 semanas volver a reponerme... Mi enfermedad, de alguna forma, fue una ayuda para todos porque nos abrió a una nueva realidad, a un nuevo día a día disfrutando al máximo.
Ozzy: Hay que tener confianza en uno, y seguir fiel a eso. Si tenés determinación vas a salir adelante. Mirá, nosotros, hace muchos años, tuvimos un sueño...

 

CARCASS:
Con Surgical Steel y rearmados
Afilados y bien precisos
 
El Death de Carcass es historia y es leyenda, pero no es cuento. Y ahora, vuelve a ser presente.
 
"Bill Steer en guitarra, Daniel Wilding en batería y yo, Jeff Walker, en bajo y voz. Ese fue el Carcass que grabó Surgical Steel. Obviamente que necesitábamos completar la banda para salir a tocar, pero no queríamos apurar ningún nombre ni cambiar la rutina que teníamos planeada. Surgical Steel es una combinación de todos los discos de Carcass, en él hay algo de cada uno de ellos, pero no es ni un refrito ni un rejunte de bases o ideas. Creo que, yendo al detalle, es como el eslabón perdido entre Necroticism y Heartwork (es más, tengo que reconocer que por momentos pensé que terminaría resultando muy parecido a 'Heart') con un poco más de groove. También, de forma chistosa, me gusta imaginarlo como armado entre dos componentes, a los que llamo un 'Trad Blast' y un 'Death Sleaze'. Lo que tenemos hecho e incorporado nunca desaparecerá, se lleva en la sangre, pero después de tanto tiempo tenemos más ganas de hacer cosas nuevas que de tocar cosas viejas ¡Además tenemos que legar nuevas canciones para que nuevas generaciones puedan copiarlas! Son 17 años los que tenemos que recuperar". Jeff Walker.
 
"El que arrancó con todo fue Bill: Que todavía estábamos enteros, que estábamos a 25 años de Reek Of Putrefaction y todo eso…Y fue así que hablando me volvió el deseo, el hambre: Todos los años que estuve ahí, en micas sin hacer nada, fuer porque nada me movió y no me interesaba ningún Plan B. Y después, estando con Dan, hubo muchas cosas suyas que me recordaron a los tiempos con Ken (Owen), eso fue una de las tantas claves interiores que nos movió para volver a ponernos en marcha. Esto lo hicimos nosotros, sin el respaldo previo de personas ni de compañías -igual que cuando hicimos los Tour-, y Bill puso bastante dinero para hacerlo funcionar. Surgical Steel, más que un disco, es una declaración de principios en lo personal y en lo artístico. La prioridad no son ni los nombres ni las personas, es el resultado al que queremos llegar. Cuando terminamos de grabar nos pusimos de acuerdo y ahí cerramos con la guitarra que nos faltaba: Ben Ash (Pig Iron, Desolation), y dimos nuestro primer show los cuatro el 26 de marzo, en Londres. Y algo similar pasó con el disco: Cerramos para que nos produjera Colin Richardson poco antes de entrar a grabar, y en medio de las sesiones cayó el nombre de Andy Sneap para la mezcla, a dos semanas de empezarlas".
 
"Creemos que hemos hecho un buen disco, tenemos muchas ganas de ver la reacción de la gente y nos interesa mucho saber qué pensarán. Tiene punch, es rápido. Casi 20 años después seguimos sonando a Carcass, así que está bueno. Lo que pasó es que el par de giras que hicimos antes de esto, incluso las primeras junto a Michael (Amott) nos revitalizaron y renovaron esa identidad perdida: Después de eso, al margen de todo lo que habíamos estado escuchando y las otras cosas que habíamos hecho, si Bill agarraba una guitarra en la sala y yo agarraba un bajo en casa lo que salía sonaba a Carcass. Y si bien no queríamos forzar nada ni repetirnos, queríamos seguir siendo Carcass ¿Si no nos salía? Bueno, chau, todo quedaba ahí".
 
"Decididamente, Surgical Steel es Carcass. Tuvimos la suerte de que, trabajando a conciencia, se diera un resultado mágico como de esos que solamente ocurren por accidente. Pudimos recapturar todo aquello y llevarlo todavía más allá. Incluso en el plano creativo fuimos más lejos de lo imaginado, no nos limitamos a hacer temas nuevos usando las armonías viejas... Este disco tiene un espíritu un poco más aventurero que no le teme a que las cosas puedan ramificarse en diferentes direcciones. En los ensayos y en las sesiones hablamos mucho de cuánto había cambiado todo a nuestro alrededor, de cómo en el estilo el riff va muriendo ¡Machacando constantemente en la sexta downtuned podés lograr un un ritmo, pero nunca un riff! Hay muchos que por más que lo expliques nunca lo van a entender... Y no se puede componer un disco, ni siquiera una canción, sin que la cabeza se te desborde de riffs. Y al escuchar el CD completo me pareció que estábamos bien. Esto es lo que queríamos, ojalá también sea lo que esperaban los fans".

 

A M O N   A M A R T H :
Difícil de titular sin "Dioses"
El duro brazo del Death
 
Johan Hegg, frontman del quinteto sueco, y su nueva embestida: Deceiver Of The Gods
 
"Si alguien dice que Deceiver Of The Gods es nuestro mejor disco, ojalá que lo sienta de corazón. Es lo que tratamos de hacer en cada álbum, escribir el mejor disco que podríamos producir. Lo mejor de lo mejor. Ese es nuestro objetivo de siempre. Cuando llegamos a la parte de finalización o de producción en sí generalmente se nos complica un poco porque son cosas que ya dejan de estar en nosotros; pero, por ejemplo, componer, es como un relax, un placer: Nos dejamos llevar por un montón de cosas y nos abrimos a ellas, y también dejamos fluir y liberamos otras de nuestro propio pasado. Ese es el motivo por el cual en Amon Amarth hay tantas y tan variadas influencias presentes, y que en este disco son más evidentes que nunca: Si funciona lo usamos, si es bueno le damos para adelante. Y así vamos viento en popa, afrontando inclusive sin miedo el haber salido por primera vez de casa para grabar con Andy Sneap: El es una leyenda, y si de leyendas se trata nos tiramos de cabeza". Johan Hegg.
 
"Además de la convicción para llevar todo a cabo y del máximo de fuerzas no se necesita demasiado para adentrarse y retratar el mundo de la Mitología Nórdica. Y somos así a toda hora y los siete días de la semana. Esta vez, para tener un acercamiento más directo, en lo musical fuimos al frente como nunca y en lo lírico el mensaje fue menos metafórico, con un concepto si se quiere más cinematográfico para tener un mayor sentido de unidad como si fuera un soundtrack ¿De ser esto una película quiénes son los personajes, qué pasa con ellos; adónde van, qué hacen? No sé si es algo que pueda denominarse como fórmula pero funcionó ¡Con tomar cualquiera de las películas de la "Trilogía de los Vikingos" de Hrafn Gunnlaugsson -especialmente de las dos primeras- y ponerle sonido a esas imágenes ya está; a veces, el no tener que pensar es algo liberador..! Igual no hay que dar demasiadas vueltas: Si la idea está buena y la forma es correcta, listo".
 
"Realmente la idea era hacer algo todavía más fuerte y agresivo, eso estaba en la previa. Ese fue el principal motivo que nos llevó a cambiar de productor y de rutina de grabación: Imaginate que con Jens (Bogren) no teníamos ningún problema, sino nunca hubiera hecho nuestros tres discos anteriores. Pero queríamos algo más bravo, como más enojado. Y ya con esa mentalidad empezamos a armar las canciones".
 
"¿Cómo se llega al tope? Dando el 110%, con el 100% no llegás. Sí, quiere decir que se necesita todo de todos y más también. Claro que es difícil... Estamos tratando de llevar a Amon Amarth a otro nivel, pero sin esa entrega sería imposible pensarlo. La variedad que alcanzamos es importante pero no sólo por el hecho de mantener la naturalidad, lo que vale es el resultado general y la sensación que deja".
 
"Estaba en nuestras cabezas, pero tampoco queríamos forzar nada. Arrancábamos con todo, pero dejando que cada tema tomara su propio camino naturalmente, sin llevarlo de los pelos: Nunca fue " tiene que ser esto sí o sí, a cualquier costo". Además, a medida que la idea crece y madura, se fortifica. Por más concepto previo, las cosas nunca deben dejar de fluir naturalmente. Cuando perdés espontaneidad en algún punto, por lo menos, vas a terminar fallando. Si Deceiver Of The Gods pega no es porque tenga secretos o haya detrás algún misterio; si las cosas se hacen bien, salen bien. En este disco rebajamos mucho, casi todo diría, nuestro nivel de autocensura ¿En qué? Melodías, arreglos, juegos de la guitarras... Algunas veces porque se parecía a algo, otras por no parecerse... Por ejemplo: Eliminar un riff porque tenía reminiscencias a Slayer o una armonía tipo Iron Maiden. Siempre estuvimos centrados en tener que sonar a Amon Amarth, y eso nos limitó; lo reconozco. Al margen de las influencias que estén o no, hay que tratar de brillar. Estamos en un punto de nuestra carrera en que no debemos preocuparnos: El sonido y el estilo Amon Amarth ya está plasmado. No hay que fijarse si se parece a Maiden o a Slayer, hay que fijarse que esté buenísimo".
 
 
 
 
Re-Cortes: Comentarios y novedades
Lanzamientos y Ediciones
(detalles en las secciones correspondientes)
Poster Color: Rob Zombie en Argentina - Afiche Oficial